Imprimir post o guardar como PDF

Trucos básicos de posado para quienes vayas a fotografiar

En este artículo os quiero mostrar unos cuantos "trucos" que podéis aplicar con vuestros modelos en una sesión fotográfica, de todas formas ya os digo que lo mas importante es que estos se sientan seguros, relajados y que no estén para nada intimidados ni por la cámara ni por el fotógrafo, han de estar tranquilos y sobre todo se han de divertir con la sesión.
Sobre todo una cosa que hay que tener en cuenta es que no es sencillo, que no todo el mundo sabe posar, y por eso tenemos que ser pacientes y saber aconsejarles, un retrato no solo es cuestión de luz, de la persona que tenemos delante ni del fondo, también es la comunicación entre el modelo y el fotógrafo, el saber transmitir que es lo que necesitamos y cómo lo necesitamos, como os he comentado antes, de forma amigable y que lo entienda claramente.
Aquí os dejo con unos cuantos consejos.
  • Que no miren directamente al objetivo. Mejor enfocar la mirada en la parte superior de la cámara. Sobre todo cuando se trata de fotos de cuerpo entero o medio cuerpo.
  • Que separen los brazos del cuerpo. Nada de brazos pegados que crean sensación de inmovilidad.
  • Que se muevan. De nada sirve mantener una postura fija ya que sólo conseguirás una foto poco natural. Si quieres un retrato natural que muevan la cabeza, luego que miren a la cámara. En eso momento dispara. Ganarás naturalidad.
  • Que aguante la mirada sin parpadear. Es obvio pero más aún si queremos representar todo la fuerza que un primerísimo plano ofrece. Ojos enfocados y bien fijados en el objetivo.
  • Mirada perdida. Si vamos a realizar una foto de perfil o cuerpo entero por ejemplo donde la composición y sobre todo la sensación de reflexión quiera ser acentuada que relaje la mirada. Que no la fije en ningún punto, simplemente la deje perdida.
  • Ojo a los puntos de apoyo. Si ponen la mano en su cara para apoyarse que lo hagan de forma suave para no provocar arrugas en la cara.
  • Cuida las manos. Si ves que están incómodos que se pongan las manos en la cintura o en los bolsillos. Le dará un toque personal a la foto y evitarás que se vean poses robóticas con las manos lacias.
  • Eso si, siempre que fotografiemos a una persona, incluso a algún animal, el foco de la cámara ha de estar dentro de lo posible en los ojos, nos mire o no directamente.